Índice de artículos

CAPÍTULO III

PROCESO DE ADMISIÓN Y MATRÍCULA

 

La admisión es el proceso a través del cual se determina que los padres y la (el) estudiante cumplan con los requisitos legales, el perfil y los criterios establecidos por la Institución.

 

Artículo 15. CARÁCTER DE SER ESTUDIANTE  SALVATORIANA(O).

El estudiante del Colegio Divino Salvador es aquella persona natural, en edad escolar, considerada en forma individual o colectiva, que debe cumplir con los requisitos legales, ser matriculado en la Institución y asumir el cumplimiento de lo estipulado en el Proyecto Educativo Salvatoriano (P.E.S.), en el Manual de Convivencia y en el contrato de servicios educativos.

 

La calidad de estudiante del Colegio Divino Salvador, se adquiere mediante el acto de matrícula, que se valida con el cumplimiento del Manual de Convivencia

 

Artículo 16. PROCESO DE ADMISIONES.

 

El proceso tiene como finalidad dar a conocer a las familias aspirantes la filosofía de la institución y así pueda definir a conciencia si ésta es la educación que quiere para sus hijos y a su vez que el colegio conozca si realmente puede ofrecer garantías necesarias para brindar la educación a que aspira la familia.

  1. Acercamiento a la institución por parte de la familia que aspira a pertenecer al Colegio para recibir la información pertinente.
  2. Registro de solicitudes y cupos disponibles.
  3. Pago del proceso de admisión y entrega del recibo cancelado en la dependencia correspondiente, es decir en tesorería.
  4. Entrega de formulario de inscripción, referencias escolares y carta de referencia a los padres de familia.
  5. Devolución, al Colegio de los formularios nombrados en el punto anterior, debidamente diligenciados.
  6. Presentación del taller diagnóstico por parte de la (el) estudiante quien se cita con anterioridad.
  7. Asistir a la Inducción que se le hace a la familia, tendiente a conocer la filosofía educativa Salvatoriana y el Manual de convivencia.
  8. Presentación de entrevista psicológica, académica e institucional, en la fecha establecida.
  9. Iniciación del proceso de matrícula. De no hacerlo en la fecha establecida, se entiende que la   Institución   puede disponer del cupo.

 

Artículo 17. PROCESO DE ADMISIÓN PARA ESTUDIANTES NUEVOS(AS):

 

  • REQUISITOS DE INGRESO. Para que una familia nueva pueda ingresar a la institución debe cumplir con los siguientes requisitos:
  1. Estar a paz y salvo con la institución de procedencia.
  2. Cumplir con todo el proceso de selección CDS.
  3. No tener logros pendientes del colegio de procedencia.
  4. No se reciben estudiantes para el grado once, sin previa autorización de la Rectora.
  5. Estudiantes con valoración en su comportamiento por encima de la valoración en el nivel básico.
  6. Estar dentro de los siguientes rangos de edad:

 

Grado

Edad

Pre-jardín

3 años cumplidos

Jardín

4 años cumplidos

Transición

5 años cumplidos

Primero

6 años cumplidos

 

Para los grados de segundo a undécimo, seguirá el rango consecutivamente en aumento de un año para cada grado; teniendo en cuenta la repitencia y otras circunstancias. No obstante, las excepciones, la decisión de ingreso es de exclusividad de la Rectora, quien se reserva el derecho de dar las razones de la no admisión de las (los) aspirantes.

 

Artículo 18. COMITÉ DE ADMISIÓN.

 

Su objetivo es consolidar el proceso de admisiones y estudiar los casos particulares que se presenten, bien sea por superación o deficiencia en las expectativas. Conceptúa sobre las condiciones particulares a que dieran lugar los casos excepcionales.

 

Está conformado por la Rectora, quien lo preside, los coordinadores, sicólogas y los entrevistadores.

 

Sesiona ordinariamente, en dos momentos del proceso: después del taller diagnóstico y la inducción de padres de familia y después de las entrevistas. Extraordinariamente, cuando las circunstancias lo ameriten.

 

Artículo 19. CONDICIONES RESERVA DE CUPO ESTUDIANTES ANTIGUOS.

 

Para que un(a) estudiante antiguo pueda realizar su reserva o solicitud de Cupo para el año siguiente debe cumplir los siguientes requisitos:

  1. Conservar su perfil Salvatoriano.
  2. Haber aprobado las condiciones, según concepto de la comisión de promoción
  3. Tener aprobadas todas las materias
  4. En caso de haber presentado dificultades comportamentales durante el año, haberlas superado y tener autorización de rectoría.
  5. Estar a paz y salvo en la institución por todo concepto.

 

Artículo 20.  MATRÍCULA.

 

La matrícula es un contrato civil, compromiso bilateral, celebrado entre los padres, quienes representan al estudiante, menor de edad, y representante legal del Colegio, mediante el cual las partes se comprometen a cumplir con las normas legales e institucionales vigentes en beneficio de la  formación integral del (la ) estudiante, durante el año escolar.

Como acción responsable, los padres de familia, no deben celebrar este compromiso sin conocer previamente la oferta formativa Salvatoriana.

Cualquiera de las partes puede dar por terminado el contrato en caso de incumplimiento parcial o total.

 

Artículo 21. DOCUMENTACIÓN PARA LA MATRÍCULA DE ESTUDIANTES NUEVOS(AS).

 

Los documentos que se requieren para el ingreso al Colegio Divino Salvador por primera vez, son los siguientes:

 

  1. Autorización para la matrícula.
  2. Fotocopia del documento de identificación (Registro Civil, Tarjeta de Identidad o Cédula de Ciudadanía).
  3. Certificación aprobación de año.
  4. Fotocopia del Carné de EPS o medicina prepagada.
  5. Ficha de Salud diligenciada.
  6. Certificado médico general vigente, audiometría y optometría.
  7. Carné de vacunas para estudiantes de primaria.
  8. Informe descriptivo (boletín del último periodo del año en curso) de la (el) estudiante.             
  9. Certificación de estudios años anteriores.
  10. Constancia o certificado de buena conducta del colegio anterior para las (os) aspirantes al grado primero en adelante.
  11. Formato de la Hoja de matrícula diligenciado con los datos completos del estudiante.
  12. Paz y salvo final del año en curso.
  13. Recibo de cancelación de matrícula.
  14. Recibo consignación Seguro Escolar.
  15. Aceptación del contrato de servicios educativos con firma y número de cédula de los padres y/o acudiente, según formato.
  16. Pagaré firmado y autenticado. (Anexar fotocopia del documento de identificación del deudor y codeudor).
  17. Declaración de pagos de pensiones. (Anexar fotocopia del documento de identificación del declarante).
  18. Autorización de consulta y reporte a Data Crédito.
  19. El Rut.
  20. Oficializar a través de la firma, el acto de matrícula.
  21. Autorización del tratamiento de datos.

 

  1. Consentimiento informado,exencion de responsabilidad, asunciòn del riesgo por COVID 19

 

Artículo 22. REQUISITOS PARA LA MATRÍCULA DE ESTUDIANTES ANTIGUAS(OS).

 

Se consideran estudiantes  antiguos quienes con anterioridad se vincularon legalmente al plantel y durante el año inmediatamente anterior cursaron uno de los grados de educación preescolar, básica o Media vocacional y según los criterios de las Directivas y del Comité de Evaluación y Promoción, pueden continuar vinculadas (os) a la institución cuando se den las siguientes condiciones:

  1. Haber cursado satisfactoriamente el año anterior.
  2. Conocer y cumplir el Reglamento Manual de convivencia y el Contrato de Servicios Educativos.
  3. Evidenciar un comportamiento acorde a los criterios establecidos en el Proyecto Educativo Salvatoriano (P.E.S.).
  4. Haber hecho la solicitud o reserva de cupo oportunamente.
  5.  

Los documentos que se requieren para llevar a cabo el proceso de matrícula son los siguientes: 

  1. Diligenciar oportunamente la reserva y/o solicitud de cupo, a través de Agenda Virtual o del medio que se indique.
  2. Contrato de Servicio Educativo para el año lectivo.
  3. Paz y salvo por todo concepto del año inmediatamente anterior.
  4. Recibo del pago de la matrícula.
  5. Recibo de pago de Seguro Escolar.
  6. Declaración de pago de pensiones. (Anexar fotocopia del documento de identificación del declarante)
  7. Pagaré firmado y autenticado (Anexar fotocopia del documento de identificación del deudor y codeudor).
  8. Autorización de consulta y reporte a Data Crédito
  9. Boletín final del año en curso.
  10. Consentimiento informado,exencion de responsabilidad, asunciòn del riesgo por COVID 19
  11. Fotocopia del Carné de EPS o medicina prepagada en caso de haber cambiado de entidad.
  12. Ficha de Salud diligenciada.
  13. Autorización del tratamiento de datos.
  14. Oficializar a través de la firma, el acto de matrícula.
  15. Certificado del RUT.

 

Artículo 23. MATRÍCULA PARA LOS ÉNFASIS.

 

  1. La (el) estudiante que ingresa al grado 6° y 7° asistirá a clases semestralmente en ambos énfasis para orientar su perfil y decisión.
  2. Estudiantes antiguos que ingresan a grado 8°, pueden ingresar al énfasis que seleccionen, siempre y cuando haya disponibilidad de cupo.
  3. Estudiantes que ingresen a los grados 9°,10º y 11º, no alcanzan a cubrir el plan de estudios del énfasis respectivo. En estos casos, se matrícula para obtener el título de bachiller académico, pero debe asistir a clases del énfasis que haya seleccionado siempre y cuando haya disponibilidad de cupo, esta área hace parte del plan de estudios, y es tenida en cuenta para la aprobación del grado.

 

Artículo 24. COMPROMISOS QUE IMPLICAN LA MATRÍCULA.

Los padres de familia y/o el acudiente del estudiante y la Institución educativa, se comprometen a:

  1. Cumplir con las normas legales vigentes de la educación, estipuladas en el Proyecto Educativo Salvatoriano (P.E.S.).
  2.   Conocer, aceptar y cumplir el Reglamento ó Manual de Convivencia como la norma institucional establecida   para la resolución de conflictos, acatando las determinaciones que a partir de él se generen en caso de incumplimiento de alguna de las partes.
  3. Respetar los compromisos pactados con la Institución, en el orden académico, comportamental y económico.
  4. Conocer, respetar y comprometerse con la filosofía y la condición religiosa Católica de la Institución, plenamente reconocida por la Ley 133 de 1994, de libertad de cultos y abiertamente proclamada en el Colegio, participando respetuosa y activamente en todas las actividades que forman parte del proyecto de educación religiosa y proyección a la comunidad.
  5. Estar enterado sobre la vida del Colegio, por lo que debe leer permanentemente los medios de comunicación oficial: correo electrónico, agenda, pagina web del Colegio y solicitar cita con directivos o maestros cuando lo considere necesario.
  6. Respaldar con su vida y ejemplo, la formación que ofrece el colegio: respeto, la trascendencia, espiritualidad, la bondad, solidaridad, justicia, la universalidad, libertad, respeto, la defensa de la Vida, cuidado del medio ambiente, la verdad, Honestidad y responsabilidad.

Parágrafo 1. AUTORIZACIÓN: LOS PADRES DE FAMILIA Y/O ACUDIENTES  SI___  NO___  autorizamos, expresamente al COLEGIO DIVINO SALVADOR, para que dentro de los medios didácticos elaborados con carácter pedagógico, puedan aparecer y ser publicadas imágenes de mis hijos individualmente o en grupo durante la realización de actividades escolares lúdicas, deportivas, académicas y extracurriculares realizadas al interior o fuera de la institución.

 

Artículo 25. RENOVACIÓN DE LA MATRÍCULA.

El artículo 96 de la Ley 115 de 1994 señala que las condiciones de permanencia de un estudiante en la institución educativa, deberán estar claramente establecidas en el Reglamento o Manual de Convivencia, así como el procedimiento en caso de exclusión. Además, indica que “la reprobación por primera vez de un determinado grado por parte del / la estudiante, no será causal de exclusión del respectivo establecimiento, cuando no esté asociada a otra causal expresamente contemplada en el Reglamento o Manual de Convivencia”. De allí que por jerarquía normativa prevalece la aplicación del artículo 96 de la Ley 115 de 1994 sobre el texto particular del decreto 1290 que, en su artículo 6º señala que: “Cuando un establecimiento educativo determine que un estudiante no puede ser promovido al grado siguiente, debe garantizarle en todos los casos el cupo para que continúe con su proceso formativo”.

 

El padre de familia o acudiente, como primer responsable de la educación de su hijo(a), puede decidir unilateralmente no renovar su matrícula por distintas razones que incluso no tiene obligación de manifestar al colegio.

El colegio renueva la matrícula al estudiante siempre y cuando cumpla con los deberes y compromisos económicos, académicos, disciplinarios y ético-cristianos consagrados en el Reglamento o Manual de Convivencia.

Para la renovación de la matrícula, el padre de familia debe solicitarla a través de la reserva de cupo.

 

Artículo 26. PERDIDA DEL DERECHO A RENOVAR EL CONTRATO DE MATRICULA. 

En este Reglamento o Manual de Convivencia se describen las sanciones que podrán aplicarse a un estudiante por el incumplimiento de sus deberes de tipo comportamental, disciplinario o ético. Es posible que una sanción o secuencia de sanciones conduzcan a la no renovación de la matrícula para el año siguiente.

La comisión ordinaria de evaluación, en su reunión ordinaria del tercer período, presenta a la Rectora, la solicitud argumentada de estudiantes que no deben ser admitidos a renovar el contrato de matrícula.

 

La Rectora, después de analizar las pruebas presentadas, podrá rechazar la recomendación, por considerar que no se ajusta al debido proceso, o podrá darle curso presentando el caso a la comisión de promoción y /o al Consejo Directivo, quien tomará la decisión de renovar o no la matrícula del estudiante.

 

El Consejo Directivo considerará los casos de no renovación de matrícula, presentados previamente a la Rectora por el / la Coordinador(a) de Convivencia quien anexa los soportes que sustentan la recomendación del Comité de Convivencia del Grado correspondiente.

 

En el colegio Divino Salvador, la no renovación del contrato de matrícula podrá darse por las siguientes razones:

  1. Incumplimiento de los padres de familia con los compromisos pactados en el contrato: El presente Reglamento o Manual de Convivencia, establece que es deber de los padres de familia o acudientes “cumplir oportunamente los compromisos económicos con el Colegio establecidos en el Contrato de Cooperación Educativa”. El Consejo Directivo del Colegio ha señalado que el costo anual de la educación de unestudiante se difiera en once (11) cuotas mensuales: el valor de la matrícula o su renovación y diez (10) pensiones. Éstas últimas deben cancelarse durante los diez (10) primeros días de cada mes, pudiendo el Colegio cobrar intereses de mora, cuando el pago de las obligaciones no se realice en las fechas señaladas.

   Es claro que el incumplimiento de estas obligaciones económicas por parte de los responsables de la educación del estudiante, genera dificultades a la Institución que ve alteradas negativamente sus finanzas y comprometida en el cumplimiento de sus obligaciones económicas con docentes, empleados, proveedores y la posibilidad de realizar en forma oportuna las inversiones planteadas en el presupuesto anual. El Colegio recurre al diálogo con aquellos padres de familia que por distintas razones se atrasen en el pago de sus pensiones u otra obligación. De no mediar ninguna explicación por parte de la familia, el Colegio no renovará la matrícula, si al momento de la misma no se encuentra a paz y salvo con la Institución por todo concepto. El Colegio permite a la familia la renovación extraordinaria de la matrícula en el mes de enero, siempre y cuando en el momento de la misma se encuentre a paz y salvo por todo concepto y tenga autorización escrita de la Rectora. 

2.Por razones académicas: Uno de los principios de la educación Salvatoriana es alcanzar la excelencia académica, por lo tanto, se pierde el derecho a renovar la matrícula por estas razones:

  1. La pérdida del año por segunda vez consecutiva.

2.Cuando por recomendación de un profesional competente, el estudiante no puede responder por la exigencia académica del Colegio

3.Cuando por recomendación de la comisión de promoción, no es conveniente para el sano desarrollo del estudiante o para el grupo, la continuidad del  estudiante en el colegio.

 

Parágrafo 1. Si la reprobación de un grado se da por segunda vez, consecutiva, la Rectora puede autorizar la renovación de la matrícula cuando el estudiante presente evidencias claras de calidad humana y sentido de pertenencia institucional del estudiante.

 

Parágrafo 2: Los estudiantes a quienes no se les renueve la matrícula podrán solicitar por escrito, su readmisión a la Institución después de un (1) año lectivo, previa la presentación y aprobación de las evaluaciones sicológicas y académicas que el colegio exija. La Rectora después de analizar la solicitud, se reserva el derecho de autorizar la readmisión.

 

Parágrafo 3: En todos los casos en que se autorice repetir un grado, el estudiante y los padres de familia firmarán un compromiso académico en el cual se establecen las condiciones y compromisos para aceptar su continuación en la institución. Este documento señala que en caso de incumplimiento de lo allí pactado, el colegio podrá decidir la cancelación de la matrícula del estudiante.

  

Parágrafo 4. A Los padres de familia conocedores de este manual, no deberá sorprenderles, el no recibido de la reserva de cupo.  El director de grupo y la comisión extraordinaria debe estar alertando en la reunión del 3º periodo, sobre esta normatividad.

 

  1. Por razones disciplinarias, comportamentales o éticas estos son los casos que podrán ser llevados al Consejo Directivo para la no renovación de la matrícula:
  2. Estudiantes que han incurrido en faltas gravísimas, poniendo en riesgo la estabilidad emocional y seguridad    de sus compañeros o cualquier miembro de la institución.
  3. Estudiantes con asuntos judiciales pendientes.
  4. Estudiantes que reinciden en faltas graves, después de haber sido sancionados con desescolarización.
  5. La frecuente inasistencia de los padres y/o acudientes a las reuniones, citaciones, escuelas de     padres   u                  otras  actividades siendo éstas consideradas de carácter obligatorio.
  6. La no aceptación y asimilación de la Filosofía, el Proyecto Pedagógico y la organización general  del  Colegio  por parte de estudiantes, padres y/o acudientes.
  7. El incumplimiento en el pago de las pensiones de dos o más meses, y demás obligaciones económicas adquiridas con la Institución.
  8. El incumplimiento de los acuerdos pactados con la Institución frente al desempeño académico y/o comportamental de los estudiantes.
  9. Cuando no haya completado el Plan de Estudios.
  10.   No hacer la reserva del cupo oportunamente. Omisión que autoriza al Colegio a disponer del cupo.
  11. Al finalizar el término del contrato de matrícula.

    11.Cuando no hay renovación del contrato de matrícula, en el tiempo estipulado e informado, por los medios de   comunicación oficiales del Colegio.

12.Por Fuerza mayor o retiro voluntario.

13.Otros casos que perjudiquen la convivencia de la comunidad educativa. El bien común prima sobre el bien particular.

 

© 2021 Colegio Divino Salvador - Bogotá D.C.